Cambios en el desarrollo de los niños

El crecimiento en los niños

Dra. Dª. Ana María Roca Ruiz. Médico. Máster en Nutrición.

Desde el nacimiento hasta llegar a la pubertad el niño va experimentando una serie de cambios que constituyen su desarrollo. Estos cambios son profundos tanto en lo físico, como en el desarrollo neurológico, emocional y social.

La nutrición, el ejercicio físico y el estímulo mental y afectivo juegan un papel fundamental en el crecimiento de los niños
Esta rápida evolución requiere de una alimentación específica y adaptada a sus necesidades, así como de un ambiente adecuado en el que el niño aprenda a desarrollar sus capacidades. En este ámbito, junto a la nutrición, juega un papel fundamental el ejercicio físico, el sueño de calidad y el estímulo mental y afectivo.

 

Fase de crecimiento acelerado

Desde el nacimiento hasta el año de vida el niño triplica el peso que tuvo al nacer y crece unos 25 cm; sumado a los 50 cm de media, que es lo que miden los bebés a su nacimiento, el niño alcanza a esta edad los 75 cm de altura.

Su desarrollo psicomotor también experimenta un gran cambio pasando de reaccionar con movimientos reflejos en el primer mes, a sostener objetos a los tres meses, cogerse los pies con las manos a los 4 meses, pasarse los objetos de una mano a otra a los 5, permanecer sentado a los 6 meses, caminar a gatas a los 8, hasta conseguir andar solo sobre los 12 meses. A partir de aquí su desarrollo psicomotor (movimientos, coordinación, lenguaje) y socioemocional es vertiginoso.

 

Fase de transición

Entre los 2 y 4 años se ralentiza un poco el crecimiento con una ganancia media de 6 kg y un incremento medio de la talla de 20 cm aproximadamente. En el curso de los dos a los cuatro años los niños son muy dependientes pero están sentando las bases de la sociabilidad y para ello el papel de sus padres es primordial.

A partir de los cuatro años se producen avances muy significativos en el desarrollo social y emocional del niño y es cuando la escuela y el grupo de amigos empiezan a ejercer influencias muy importantes.

 

Fase de crecimiento lento y estable

Desde los 3-4 años hasta la pubertad (unos 12 años) hay una ganancia media de peso de 25 kg y un aumento de talla de 50 cm. De este modo, al llegar a los 12 años, el niño triplica su altura respecto a la que tenía cuando nació, llegando de media a 1.50 cm.

Las conexiones neuronales siguen produciéndose aún y es un momento de gran desarrollo de las habilidades cognitivas y el momento ideal para asentar conductas que pasada esta edad va a ser muy difícil que adquieran: aprendizaje de hábitos  de trabajo, esfuerzo, disciplina, obediencia...

 

Fase de crecimiento con ritmo elevado

A partir de los 12 años los niños entran en la llamada etapa de crecimiento con ritmo elevado. Corresponde a la etapa de la adolescencia, donde el crecimiento se acompaña de importantes fenómenos madurativos. Esta etapa dura unos 6 años y en ellos se experimente una ganancia media de 30 kg y un crecimiento de 30-50 cm dependiendo del sexo.

Existen grandes cambios físicos y psicológicos de modo que cambia la percepción del propio mundo, empiezan a descubrirse a sí mismos, son conscientes de los cambios que experimentan a nivel físico y mental y se sienten vulnerables, descubren el poder del razonamiento y tienden a buscar apoyo en el grupo de amigos. Se afianza la autonomía respecto de los padres y se crea la escala de valores.

 

 

Y además...
Test: Descubre si tienes el corazón contento

Test: Descubre si tienes el corazón contento

Descubre en unos sencillos pasos si tienes el Corazón Contento
Sabías que...

Los omega 3 son unos ácidos grasos fundamentales para el organismo humano

PULEVA Omega 3 es un alimento de base láctea y de consumo diario, que se adapta de forma saludable y natural a los nuevos estilos de vida; es una combinación de nutrientes que se encuentran en la dieta mediterránea (ácidos grasos Omega 3, ácido oleico, vitaminas y minerales).

Puleva Max: Energía + Crecimiento