el baile actividad para todos

El baile, una actividad para todos

Dr. D. Francisco Gilo Valle, Pediatra

Son muchos los programas de televisión que están optando por el baile como forma de expresión, diversión y entretenimiento. El baile no es otra cosa que ejercicio rítmico con música. Tiene un efecto terapéutico para nuestra mente y es muy saludable en general.

El baile no entiende de edades y aporta ventajas a todas las personas que lo practican

El baile es un ejercicio aeróbico con una intensidad moderada de bajo impacto (sin saltos) que produce efectos beneficiosos, ya que permite entrenarnos en periodos largos de tiempo sin causarnos fatiga.

Actualmente, en los gimnasios se impone la mezcla de fitness y baile, combinando espectaculares coreografías con una sesión de abdominales y estiramientos. Una nueva forma de tonificar todos los músculos del cuerpo al ritmo tanto de los sones africanos como de los latinos.

 

Los beneficios del baile

Según algunos expertos, "no hay mejor fuente de salud que el baile":

1. Se realiza ejercicio físico sin darse cuenta.

2. Se modela el cuerpo sin advertir el esfuerzo.

3. Quema unas 400 calorías por hora para un peso corporal de 68 Kg.

4. Favorece el rendimiento cardiovascular.

5. Tonifica los músculos.

6. Ayuda a mejorar el equilibrio y la coordinación. 

7. Mejora la autoestima.

8. Brinda felicidad y bienestar.

9. Se libera el estrés y la ansiedad.

10. Retrasa el envejecimiento.

11. Es ideal para olvidar o eliminar preocupaciones.

12. El baile, en general, está indicado para toda clase de personas.

13. Mejoran los reflejos.

14. Contribuye a tener una mejor postura y alineación corporal.

Con el tiempo y la constancia en la práctica de esta actividad, el baile ayuda a disminuir la fatiga y a no perder la movilidad. Es una terapia física y mental, en la que las funciones cognitivas valoradas en tests de atención y de memoria han demostrado sus resultados positivos en enfermedades en las que antes parecía que el ejercicio era contraproducente. La alegría que brinda la música y la destreza de sus movimientos animan el espíritu y obligan al cuerpo a moverse.

Al igual que sucede en el corredor o cualquier otro deportista, el baile eleva tanto la autoestima, que nos hace sentir triunfadores. Mejora el poder y la capacidad de seducción y desarrolla la sensibilidad de la persona, al conocer un nuevo arte.

Es mejor aprender y practicar diferentes ritmos de baile, esto te hará más flexible en tus habilidades de aprendizaje y te permitirá terminar y aprender más rápido. Además, cuando salgas a bailar, te divertirás más si lo puedes hacer en los diferentes estilos de música.

Todos los entrenamientos de baile, no importa el nivel, incluyen ejercicios de estiramiento y calentamiento que aumentan la flexibilidad. Esta flexibilidad beneficia la salud en general.

Bailar, como la natación, no tiene edad y aporta ventajas a todas las personas que lo practican. Si quieres encontrarte mejor, consulta con tu médico y busca en tu ciudad un centro de baile adecuado a tus circunstancias personales y con el estilo que más te guste.

 

El aspecto cardiopulmonar del baile

El baile está alcanzado popularidad como recomendación médica para prevenir las enfermedades del corazón. Los expertos y científicos han descubierto que bailar, cuando se practica con regularidad, es un ejercicio que podría ayudar a disminuir los riesgos de las enfermedades del corazón.

Las personas tienen más tendencia a mantener la motivación y el entusiasmo de hacer ejercicio cuando el ejercicio es el baile. Esto es de suma importancia. Para recibir los beneficios de salud que el baile aporta al corazón, es necesario practicar baile con regularidad y constancia (30 minutos de ejercicio aeróbico al menos 5 veces a la semana).

El baile fortalece el corazón. Aumenta el ritmo cardíaco durante la práctica de baile, y a largo plazo, fortalece la capacidad del cuerpo de realizar actividades físicas sin caer en fatiga. También fortalece los pulmones. Aumenta la capacidad del cuerpo de recibir oxígeno. El resultado es una mejor respiración, un uso más eficiente del oxígeno en el organismo y mayor flujo de oxígeno al cerebro.

Por otro lado, el baile favorece el drenaje de líquidos y toxinas de tu cuerpo y la eliminación del exceso de grasas. Es una buena forma de quemar calorías. Combate el sobrepeso, y la obesidad. Ayuda a controlar los niveles de colesterol. No sólo ayuda a disminuir los niveles del colesterol malo (LDL). También ayuda a aumentar el colesterol bueno (HDL). Además, disminuye la presión arterial, mejora la circulación y reduce el estrés.

 

Prevención de lesiones durante el baile

Resulta beneficioso antes de empezar a bailar, hacer ejercicios de calentamiento y estiramiento para evitar accidentes y lesiones. En el caso de no hacerlo durante la clase, se pueden hacer antes de la misma.

– Es importante empezar desde un nivel básico, sin seguir a los que lleven más tiempo o estén mejor preparados. Para ello es necesario conocer el estado físico de cada persona.

No hacer de esta actividad divertida algo extenuante que ocasione cansancio y fatiga. Tomar un descanso a tiempo da continuidad y hace coger el ritmo respiratorio de forma adecuada. Por tanto, es fundamental respetar los límites de cada uno.

– Ritmo cardio-respiratorio: asegúrate de que la modalidad de baile que escojas acelere tu ritmo cardíaco de una manera moderada. Si puedes mantener una conversación mientras bailas sin quedarte sin respiración, entonces esa rutina es adecuada. Si te quedas sin aire, debes disminuir la intensidad.

– El baile es una forma más de ejercicio físico y, como tal, requiere una supervisión que incluya la realización de pruebas diagnósticas complementarias y que huya de la práctica de ejercicios vigorosos que superen los niveles aconsejables.

– Es indispensable llevar ropa y zapatos adecuados para la sesión de baile.

– No descuidar la hidratación, que se hará en función de las pérdidas líquidas por el sudor y la intensidad de la sesión. 

– La postura corporal, cuando es adecuada, permite que tu baile luzca bien y tenga gracia. También evita lesiones y otros problemas de salud. Existen movimientos de baile que no se pueden realizar de una manera efectiva si no tienes la postura correcta. Una buena postura en el baile es el alineamiento correcto de la columna vertebral con sus curvaturas naturales, los músculos, ligamentos y articulaciones. Este alineamiento, que es dinámico, se debe mantener en la ejecución de cualquier movimiento o paso de baile y permite que el cuerpo use el mínimo de esfuerzo.

Saber más

Existen gran cantidad de danzas para todos los gustos: jazz, danza del vientre, baile afrobrasileño, danza clásica... Cada una de ellas requiere de determinadas destrezas y exigencias, pero todas tienen un mismo objetivo: poner a la mente y al cuerpo en movimiento y dejar de lado el sedentarismo y la depresión. Para saber que tipo de danza practicar, lo mejor es elegir aquella más cercana a sus capacidades físicas y destrezas necesarias para practicarla:

Bailes de salón: son los más recomendados para adultos y personas mayores porque son menos arriesgados y más sencillos de practicar. No se requiere de grandes habilidades y sus movimientos son más bien simples y se realizan para eliminar tensiones, corregir la postura y consumir energías. Entre los ritmos más practicados se encuentran el tango, el vals y el cha cha cha. También dentro de esta categoría se puede optar por la salsa, el merengue, el mambo o la lambada, pero estos últimos requieren de mayores aptitudes ya que trabajan en mayor proporción la resistencia aeróbica.

Danza contemporánea: es una danza que combate el estrés, provocando que la persona se relaje debido a que la creatividad tiene un rol principal.

Danzas africanas: en este tipo de baile, los movimientos que se practican son más fuertes y comprometidos. Por lo tanto, el cuerpo debe poseer mayores aptitudes aeróbicas y de flexibilidad. Las danzas africanas favorece a las articulaciones, la movilidad articular y el bajar de peso.

Baile techno, hip hop, disco y funk: estas danzas poseen numerosos ejercicios aeróbicos, ayudan a liberar tensiones, a levantar el ánimo y a quemar calorías. Son buenos para la circulación y el trabajo cardiorrespiratorio.

 

Y además...
Test: Descubre si tienes el corazón contento

Test: Descubre si tienes el corazón contento

Descubre en unos sencillos pasos si tienes el Corazón Contento
Sabías que...

Los omega 3 son unos ácidos grasos fundamentales para el organismo humano

PULEVA Omega 3 es un alimento de base láctea y de consumo diario, que se adapta de forma saludable y natural a los nuevos estilos de vida; es una combinación de nutrientes que se encuentran en la dieta mediterránea (ácidos grasos Omega 3, ácido oleico, vitaminas y minerales).

Puleva Max: Energía + Crecimiento