Montar en bici tiene muchos beneficios tanto para niños como adultos

Beneficios de montar en bici

Redacción Sport Life, Revista líder en España en Deporte y Salud.

Montar en bici por placer, por estar en forma, por hacer amigos, por tener unas piernas bonitas... Sea cual sea el motivo, está demostrado que montar en bicicleta es beneficioso para la salud. Nunca es tarde para empezar, incluso a una edad avanzada los resultados son patentes.

Montar en bicicleta de forma regular reduce el riesgo de infarto hasta un 50%

"Los que montan en bicicleta con regularidad ahorran en visitas al médico", asegura el Dr. Proböse, presidente del Centro de Salud de la Universidad Alemana del Deporte. "Muchas personas que sufren molestias típicas como el dolor de espalda, tienen sobrepeso o adquieren enfermedades cardiovasculares, podrían gozar de muchos años de buena salud si se decidieran a usar más la bicicleta".

Una gran noticia para los que piensan que "ya están mayores": aunque no se empiece a hacer ejercicio regularmente hasta una edad avanzada los resultados siempre son palpables.

¿Qué hace la bici por la salud?

Directo al corazón y sistema cardiovascular. Montar en bicicleta de forma regular reduce el riesgo de infarto hasta un 50%. Con el ejercicio del pedaleo el ritmo cardíaco máximo aumenta y la presión arterial disminuye: el corazón trabaja economizando. El colesterol LDL (el "malo") también se reducirá, los vasos tendrán muchas menos posibilidades de calcificarse, y a la vez aumentará el HDL o colesterol "bueno". Los vasos sanguíneos se conservan flexibles y saludables cuando las piernas se mueven cada día.

Para la máxima eficiencia del ejercicio se recomienda un trabajo de intervalos, con cambios de ritmo frecuentes. Es el tipo de entrenamiento que más rápido hace mejorar. Calentar a ritmo suave, con una cadencia de pedaleo alta, alcanzar ritmo de rodaje y luego intercalar, cada 15 minutos, aumentos de intensidad de 3 a 4 minutos de duración en los que la respiración se agite considerablemente (80 al 85% de tus pulsaciones máximas).

Atacando la espalda. Cuando se adopta la postura óptima en el sillín, con el torso ligeramente inclinado adelante, la musculatura de la espalda está bajo tensión y se ve obligada a estabilizar el tronco. Muchos dolores de espalda provienen de la inactividad, que hace que se reduzca la nutrición de los discos intervertebrales y pierdan su capacidad de amortiguar los impactos. La falta de ejercicio además hace que la musculatura de la espalda se vaya atrofiando, con lo que disminuye escandalosamente su función de "muelle". Los movimientos regulares de las piernas fortalecen la zona lumbar y previenen la aparición de hernias discales, al mantener la columna protegida de vibraciones y golpes.

Además el ciclismo estimula los pequeños músculos de las vértebras dorsales, al hacer que constantemente se compriman y extiendan con el pedaleo, músculos que cuesta mucho hacer trabajar con cualquier otro deporte.

Es bueno compensar con algunos ejercicios abdominales, como los encogimientos con las piernas flexionadas cada vez que se pedalee.

Un regalo para las rodillas. A diferencia de las actividades en las que hay golpeo, como los saltos o la carrera a pie, con la bicicleta las rodillas funcionan protegidas, ya que del 70 al 80% del peso del cuerpo gravita sobre el sillón. Es la mejor alternativa a la carrera, con beneficios físicos muy similares, pues en la bici ni las articulaciones ni los cartílagos soportan cargas elevadas. Cuando las articulaciones se movilizan con poca presión, los nutrientes pueden llegar a ellas con facilidad y las sustancias beneficiosas se difunden en ellos.

Hay que evitar usar desarrollos muy duros con el fin de conservar sanas las rodillas e intentar que la cadencia de pedaleo no baje de las 70 rpm en ningún momento.

Ahuyenta infecciones y aleja el cáncer. Cada vez que montamos en bicicleta le damos un impulso a la potencia del sistema inmunológico. Las células "comebacterias" del cuerpo, los fagocitos, se movilizan de forma inmediata gracias al pedaleo para aniquilar bacterias y células cancerígenas. Esta es la razón por la que a los enfermos de cáncer y SIDA se les recomienda ir en bicicleta.

El Dr. Froböse destaca que la bicicleta es buena "para las personas que sufren algún proceso canceroso. Es como si las células que se encargan de la defensa del cuerpo, que estaban dormidas, despertaran mediante el pedaleo de un prolongado letargo".

Los esfuerzos moderados refuerzan el sistema inmune, mientras que los de intensidad máxima lo debilitan. En caso de estar expuesto a factores de riesgo (frío, personas ya infectadas cerca, estrés, poco sueño...), es preferible no hacer trabajos muy intensos y esperar a equilibrarse para poder llevarlos a cabo.

Adiós a las preocupaciones. El cerebro se oxigena más y permite pensar con más facilidad. El cuerpo segrega hormonas que nos hacen sentir mejor y que pueden llegar a ser adictivas, una sana adicción en todo caso. Está comprobado que los que montan en bicicleta regularmente sufren menos enfermedades psicológicas y depresiones. Pedalear es uno de los mejores antidepresivos naturales que existen.

Las endorfinas, también llamadas hormonas de la felicidad, se generan con el ejercicio físico, de forma más notable cuando permanecemos más de una hora sobre la bicicleta.

 

Saber más

Saber más Según el Dr. Froböse, los beneficios de la bicicleta empiezan a apreciarse con los primeros 20 minutos de pedaleo. Sin embargo, lo ideal, según este mismo médico, es encontrar al menos tres huecos por semana para pedalear de 45 a 60 minutos, o "monta tan a menudo como puedas". Cuanto más tiempo más ventajas:

  • 10 minutos: Mejora articular. 
  • 20 minutos: Refuerzo del sistema inmunitario.
  • 30 minutos: Mejoras a nivel cardiovascular.
  • 40 minutos: Aumento de la capacidad respiratoria.
  • 50 minutos: Aceleración del metabolismo.
  • 60 minutos: Control de peso, antiestrés y bienestar general.

 

 

Y además...
Descubre en unos sencillos pasos si tienes el Corazón Contento

Test: Descubre si tienes el corazón contento

Descubre en unos sencillos pasos si tienes el Corazón Contento
Sabías que...

Más de 100 años a tu lado

Son más de 100 años los que llevamos trabajando por el bienestar y la salud de toda la familia, invirtiendo en innovación y conseguir la calidad que, durante todo este tiempo, hemos ofrecido. Nos preocupamos por tu salud porque te acompañamos durante tu vida.
Fábrica y botellas clásicas de Leche Puleva, más de 100 años a tu lado