las últimas semanas de gestación

Cambios en tu bebé de la 25 hasta la 30 semana

Equipo de Ginecología del Dr. D. Lluís Cabero i Roura, Presidente Sociedad Española Ginecología y Obstetricia

El peso empieza a aumentar así como el tamaño de tu barriga. Viste con ropa ancha y cómoda. Tu bebé ahora va a engordar mucho, casi doblará el peso en un mes. Ten ánimo. Empieza el tercer y último trimestre.

A los cinco meses de gestación, todos los bebés pesan aproximadamente 500 gramos, y un mes más tarde han doblado su peso

 

Semana 26

Entramos en una etapa de crecimiento y desarrollo de tu bebé; es decir, acabada ya por completo la etapa de la organogénesis o formación de todos los órganos del feto entramos en una etapa de engorde. Para que te hagas una idea, a los cinco meses de gestación, todos los bebés pesan aproximadamente 500 gramos, y un mes más tarde habrán doblado su peso alcanzando aproximadamente 1 kilogramo. Notarás que aumentas dos o tres kilogramos en poco tiempo.

Es el momento de empezar a cambiar tu ropa habitual por otra de mucho más cómoda. No olvides llevar calzado cómodo (sin apenas tacón y poco ajustado). Para el descanso en la cama te recomendamos que te pongas de lado y así de esta manera evitar las hipotensiones producidas por el peso del útero sobre tus venas más importantes. Recuerda descansar todo lo que tu vida laboral te permita.

Es una de las etapas del embarazo en que te sentirás mejor, más guapa, más animada, más activa, más de todo.

 

Semana 27

Como puedes observar sigues engordando mes a mes. Tu tripa sigue creciendo y los movimientos de tu bebé cada vez son más vigorosos. No te apures, piensa que el hecho de que se mueva tu criatura es un parámetro de bienestar fetal. Con un poco de imaginación puedes empezar a intuir cómo se encuentra situado, es decir, dónde tiene la cabeza, las extremidades, el dorso y el culete simplemente situando tus dos manos encima de tu barriga. Es lo que en obstetricia llamamos las Maniobras de Leopold.

 

Semana 28

Durante esta etapa del embarazo tendremos que tener una especial atención con el peso, modificando por lo tanto, si es necesario, tus hábitos alimentarios. En esta semana de gestación, el fondo de la matriz se encuentra a mitad de camino entre el ombligo y la punta del esternón. Has entrado en la recta final del embarazo, el tercer trimestre, que se caracterizará por tener unos cambios anatómicos y funcionales propios a la edad de gestación en la que te encuentras.

 

Síntomas típicos de este trimestre van a ser:

– El hinchazón progresivo de los pies (sobre todo tobillos).

– Palpitaciones, tendencia a tener la tensión arterial baja.

– Insomnio.

– Aumento del flujo vaginal.

– Necesidad de ir al baño constantemente debido a la presión que ejerce la cabeza de tu bebé sobre la vejiga.

– Dificultad al respirar y cansancio (debido al crecimiento de la matriz, que va dificultar el libre movimiento del diafragma; este problema será mayor en embarazos múltiples).

– Rampas en las piernas.

– Dolor lumbar y pélvico (el peso de la matriz provocará una rectificación de los músculos de la espalda siendo fácil entrar en contracturas).

– Hormigueos en las manos.

– Dolor de cabeza.

– Incremento progresivo de contracciones de Braxton-Hixs.

Estos síntomas aumentarán progresivamente a lo largo del embarazo y serán más importantes en embarazos múltiples.

 

Semana 29

En esta visita se va a realizar un control del peso, de la tensión arterial, de la altura uterina, sedimento de orina, albúmina en orina, tacto vaginal (para controlar que realmente el cuello de la matriz está cerrado, que es lo que le corresponde en esta época de gestación), y se revaluará el riesgo obstétrico (tu médico va a preguntarte como te encuentras, si te preocupa algo, si has tenido algún tipo de problema emocional, obstétrico, etc...). Como en toda visita obstétrica, es el momento de que te resuelvan dudas y de que preguntes todos tus temores.

Es importante que mantengas un buen equilibrio físico, pero a la vez, con un adecuado control psicológico. Puede ser que tu médico te indique un control periódico de la tensión arterial y la presencia de albúmina, si en alguno de los controles anteriores te han salido los valores un poco alterados.

Debido al crecimiento de tus mamas y barriga será necesario que adaptes tu ropa a tu nueva situación física: ropa ancha, nada apretada, fresca y cómoda va a hacerte la vida en esta etapa final de tu gestación mucho más llevadera. Los zapatos tendrán que ser cómodos, con poco tacón y anchos; recordad que es frecuente el hinchazón de los tobillos durante esta etapa.

 

Semana 30

Durante estas fechas es muy probable que de tus pechos salga un líquido amarillento llamado calostro. Es lo que habitualmente se llama la primera leche y su función será muy importante en las primeras horas de vida, ya que proporcionará al bebé defensas maternas y, por otro lado, reforzará el vínculo afectivo entre tu bebé y tú. De momento, no estimules tus pezones con masajes o presión para sacarlo.

Si tu médico lo cree conveniente puede ser que te pida una citología cérvico-vaginal de control o que incluso decida realizarte una ecografía con registro.

 

Y además...
Puleva ayuda a tus defensas

Un sencillo gesto diario para ayudar a tus defensas en cada etapa de la vida

El día a día pone a prueba las defensas. Cada mañana en el desayuno o a lo largo del día se puede disfrutar de un vaso de leche adaptada Puleva con un extra de vitamina D y otros nutrientes como las vitaminas A, C, B6, B9 o B12, que contribuyen al funcionamiento normal del sistema inmunitario.

Sabías que...

Las leches enriquecidas son un buen aliado para combatir y prevenir el déficit de vitamina D

Un solo vaso de leche puede marcar la diferencia en nuestra dieta diaria, ayudándonos fácilmente a alcanzar las ingestas recomendadas. Con un solo vaso de leche adaptada enriquecida en el desayuno podemos cubrir hasta el 75% de la Cantidad Diaria Recomendada de vitamina D.

Ver más

Las leches enriquecidas son un buen aliado para combatir y prevenir el déficit de vitamina D